Santa María Madre de la Iglesia

Un día especial para nuestra parroquia

La memoria de la Virgen María, Madre de la Iglesia se viene celebrando, desde el año 2018, el lunes siguiente al domingo de Pentecostés. María se nos presenta como aquella a quien Cristo encomendó la comunidad creyente. La maternidad divina de María se extiende, por voluntad de Jesús mismo, a la maternidad de toda la Iglesia. En qué mejores manos.

En la comunidad parroquial de la Cruz del Señor nos hacemos especial eco de este acontecimiento eclesial, pues de alguna manera esta es la advocación que hemos adoptado como propia, hecho que se materializará dentro de poco con la recepción de la imagen la Virgen, todavía en proceso de elaboración.

Uno de los numerosos grupos que viven su fe en nuestra parroquia es el grupo “María, Madre de la Iglesia”. Según dicen las personas que participan en él, “la Virgen, nuestra Madre, es la fiel compañera de nuestras vidas”. Este grupo prepara y dirige el rezo diario del Santo Rosario, media hora antes de cada Misa. A través de esta oración comunitaria, se pide por las distintas realidades de la parroquia y por las necesidades del mundo entero. Una parroquia que cuenta con un grupo de mujeres que constantemente rezan el Rosario, es una parroquia que funciona y se sostiene, pues la oración es el motor de toda actividad y dinamismo. Durante este mes de mayo, han cuidado esta actividad de un modo especial, sobre todo a través del ofrecimiento a la Virgen de flores de todas las variedades, con una simbología concreta. Asimismo, el grupo “María, Madre de la Iglesia” se encarga de dinamizar todos los actos relacionados con la devoción a la Virgen en las distintas memorias, solemnidades y fiestas que tienen lugar a lo largo del año litúrgico.

Finalmente, resaltar que el grupo también anima la recaudación de fondos y colaboraciones para sufragar el proyecto de la imagen de Santa María, Madre de la Iglesia. Una talla policromada en madera de cedro donde aparece la Virgen sosteniendo con una mano al Niño Jesús y con la otra una maqueta de iglesia. Dios quiera que podamos contar con ella a finales de este verano, y así estaremos celebrando esta memoria de un modo más especial el año que viene.

Que la Virgen María, Madre de la Iglesia, ruegue por nosotros.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.